Un clásico de New Orleans

Hoy nos trasladamos hasta el estado de Louisiana en Estados Unidos, concretamente hasta la ciudad de New Orleans, tierras sureñas de gente amable y simpática donde mantienen las raíces de la cocina criolla y cajún.

Con reserva hecha una semana antes de nuestra visita, nos disponemos a gozar en uno de los embajadores de la cocina criolla y más reconocidos restaurantes a orillas del río Mississippi.

Premios

Cuando te premian como el mejor restaurante de New Orleans durante cuatro años seguidos, mejor chef del Sur del país, te reconocen seis veces con el James Beard Foundation (que vendrían a ser las Estrellas Michelin estadounidenses), y Zagat te nombra durante 18 años como el restaurante más famoso de la ciudad, es que algo estás haciendo bien 😉

El lugar

El look del restaurante desde el exterior es peculiar y bizarro, se trata de una casa particular con estructura de palacio que data del 1893 y con colores blancos y turquesas que sin lugar a dudas, llama la atención.

 

En el interior hay varios salones donde se percibe máxima elegancia y un patio interior donde se está la mar de a gusto si el tiempo lo permite. El ambiente que se respira es amable y muy profesional; todos los trabajadores del restaurante trabajan en equipo y todos y cada uno de ellos llevan puesta una sonrisa en la cara. Eso se agradece y mucho!

 

 

 

 

 

El servicio

El servicio fue excelente, preocupándose en todo momento de que no faltara nada en la mesa. Hasta 3 personas al mismo tiempo se ocupaban de atender nuestra mesa, mientras que unos músicos muy simpáticos ponían ritmo a la velada.

 

Haute Creolle

La cocina que defiende este clásico es la cocina criolla con un perfil más sofisticado o también nombrado Haute creolle. La cocina criolla es una cocina arraigada a Louisiana (colonia francesa años atrás), y que consiste en tener una mezcla de culturas como la italiana, caribeña, española, africana, entre otras. Al provenir de los antiguos criollos que tenían acceso a muchos ingredientes, la cocina se fundamenta en tener mucha variedad y también por ser muy rica en especias.

El brunch

Nosotros fuimos al brunch del fin de semana que además, estaba amenizado con jazz en directo, muy New Orleans-style.

En cuanto a nuestra selección para el brunch fueron un primero, un segundo y un postre por persona, no está nada mal para ser las 11am! A todo esto, unas mimosas (zumo de naranja con champagne) bien fresquitas para arrancar y hacernos abrir el apetito 😉

 

Los platos elegidos fueron los siguientes:

Oyster & Absinthe Dome

Se trata de una concha de hojaldre rellena de un estofado de ostra flambeada con absenta parisina, alcachofas y tocino en su jugo. Combinación exquisita, la crema y la ostras muy sabrosas y el hojaldre perfecto para darle textura.

 

Truffle Mushroom & Dirty Rice Gnocchi

Gnocchi artesano con ragú de setas salvajes aromatizadas con trufa, verduras y crema de queso parmesano criollo. Excelente elaboración con producto de temporada

Champagne Eggs Acadian

Curiosa combinación a base de miel, mantequilla y jamón confitado, huevos pochados en Champagne, pudin de maíz, salsa Acadia y salsa Cajun con caviar: la salsa dulce a base de miel resulta un poco invasiva y se lleva ligeramente el sabor del resto. Plato correcto aunque se apreciaba la calidad de los productos.

Tournedos of Black Angus Beef

Solomillo de Black Angus con cebollas ahumadas en whisky, champiñones, puré de patatas criollas y salsa de vino tinto: no puedes dejar de pedirte este plato! Carne de calidad suprema y muy buena guarnición

Ponchatoula Strawberry Shortcake

Fresas de temporada maceradas en azúcar y servidas sobre un bizcocho de mantequilla con crema Chantilly: fresas en su punto con una crema Chantilly muy delicada. Muy correcto

Creole Bread Pudding Soufflé

El postre criollo por excelencia. Está hecho con crema de whisky caliente sobre Soufflé y es uno de los mejores postres que hemos probado! Increíble combinación, sabor y delicada elaboración en la que se nota el cariño transmitido en los platos.

 

Destacamos

La gran calidad de los productos, el excelente servicio, que tengan jazz en directo, reserva necesaria, tienen sopa de tortuga

En definitiva, un restaurante que vale la pena descubrir si visitáis New Orleans. Ojo! no es barato pero es una gran experiencia gastronómica que recomendados vivir.

 

Teléfono: (+1) 504 899-8221

Horario: L- V 11:30h a 13:30h y 18h a 1:30am | S 11h a 1h | D 10-13:30

Más info: https://www.commanderspalace.com/

Ubicación: 1403 Washington Ave, New Orleans, LA 70130

 

 

 

 

 

 

 

Si te gusta nuestra sección internacional de restaurantes, no dejes de pasarte por Foodies por el mundo.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *